La institución pedirá en sus alegaciones a la ley Turística del Govern que los informes de los ayuntamientos sean vinculantes a la hora de delimitar dónde podrá haber alquileres turísticos en sus términos

Alberto Ferrer 

Ibiza 11.01.2017 | 08:24

Turistas este verano en el balcón de sus habitaciones de un hotel de Ibiza. J. A. RIERA

El presidente del Consell de Ibiza, Vicent Torres, espera cerrar a finales de esta semana o principios de la que viene la lista de alegaciones que presentará la institución a la Ley Turística que tramita el Govern, pero ya tiene clara una que estará seguro: «Que los informes de los ayuntamientos sean vinculantes» a la hora de decidir en qué zonas de sus municipios se permiten los alquileres turísticos, según desveló ayer en Palma.

De hecho, Torres explicó que esta petición ya se la hizo llegar de forma expresa al conseller balear de Turismo, Biel Barceló, cuando se redactaban las modificaciones a la Ley Turística y también en las reuniones preparatorias de esta regulación. Incluso estuvo previsto así en el borrador. «Fue a última hora que se decidió que estos informes no fueran vinculantes», añadió el presidente, que aseguró que desde su Ejecutivo ya tenían previsto reclamar este cambio: «No es algo que venga ahora de nuevo», insistió, independientemente de que ello coincida con las alegaciones de algún ayuntamiento de la isla, que reivindican precisamente que se les tenga en cuenta a la hora de ordenar esta oferta en sus términos municipales.

Vicent Torres reiteró que, con independencia de cómo pueda quedar la normativa balear tras el trámite parlamentario, si los ayuntamientos de la isla «dicen que no quieren pisos turísticos, el Consell no los aprobará». También insistió en que él está en contra «de mezclar a vecinos con turistas». «Queremos evitarlo, evidentemente, pero tenemos la necesidad de regularlo porque tal cual está ahora la ley no tenemos instrumentos para controlar esta cuestión», argumentó.

«Podremos trabajar»

Preguntado por si cree que el Govern tendrá en cuenta esta alegación, Torres se mostró optimista: «El conseller ya tuvo este tema en cuenta; de hecho, se decidió a última hora que el informe dejara de ser vinculante, y creo que por ahí podremos trabajar», valoró.

El presidente insular admite la dificultad de que la ley permita «que todo el mundo se sienta cómodo», debido a las diferentes necesidades de cada isla.

Sin detallar su contenido, el presidente apuntó los objetivos que perseguirán sus propuestas de enmienda. Por una parte, «restringir al máximo la mezcla de usos [residenciales y turísticos]». «También, que puedan decidir los ayuntamientos y el Consell, como siempre hemos defendido», indicó. Por último, con las alegaciones se persigue «reducir la presión sobre los alquileres para que el máximo de viviendas vuelvan al mercado del arrendamiento».

Antes de dar a conocer el resto de las alegaciones, Vicent Torres quiere recabar qué piensan varias entidades. También se están ultimando los informes de la conselleria insular de Turismo para argumentar los cambios que se solicitan. Por ejemplo, se aprovechará el Consell de Alcaldes que se celebra esta tarde en Sant Antoni para recabar la posición de los municipios de la isla –todos rechazan los alquileres turísticos– y también se quiere sondear a los agentes sociales en varios «encuentros sectoriales» a celebrar en los próximos días.

Y es que el presidente insular sostiene que la Ley Turística, tal y como la aprobó el PP, sólo prohíbe «la comercialización turística» de viviendas plurifamiliares, pero recordó también que la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) no proscribe los arrendamientos «por días o semanas». Por ello, reiteró su confianza en los instrumentos que proporcionará la nueva normativa balear para «perseguir esta irregularidad». La reforma legal que tramita el Govern concretará la posibilidad que permite la misma LAU a las comunidades autónomas de definir qué se considera un alquiler turístico o de corta estancia para diferenciarlo de los que ampara esta normativa estatal.


Publicado: 11 de Enero de 2017